Mentalidad conservadora vs. Mentalidad innovadora

Mentalidad conservadora vs. Mentalidad innovadora

  • El 23 de Julio de 2021
  • 0 Comentarios

Las empresas e industrias buscan un nuevo conjunto de habilidades necesarias para afrontar con éxito los nuevos retos que los mercados competitivos ofrecen. Anteriormente la mentalidad conservadora, fruto del éxito que otorgaban los métodos y procesos convencionales, aún eran un un plan seguro ante una competitividad ya conocida. Esta mentalidad estaba más relacionada con la poca viabilidad hacia la inserción de nuevos planes de trabajo y nuevas ideas prácticamente porque ‘ lo de siempre’ daba resultados esperados e incluso, superadores.


En la actualidad ya no es así. Con la aparición de las nuevas tecnologías el panorama ha cambiado, por lo que las empresas están dedicadas a buscar el camino hacia la innovación, algo que parece práctico, más no es producto del azar ni del ahorro de inversión. Global Innovation consulting, empresa destacada en la innovación a través de su sistema quantum business, explica en que gira en torno la mentalidad innovadora, la cual maneja el presente y el futuro de la nueva industrialización.


La mentalidad innovadora es el conjunto de habilidades o características que te ayudarán a afrontar con eficacia un proceso de innovación, así como la disposición que tienes para hacerlo. Cabe resaltar que esta mentalidad está propensa a reaprenderse, ya que en la época pasada no era sinónimo de buen gusto, mucho menos de eficacia debido a que las ‘reglas del juego’ establecidas mostraban buenos resultados. En los empleados, la innovación se ha convertido en un importante bien activo para las empresas que configuran una cultura ágil, creativa y de trabajo en equipo que ofrece resultados netamente superiores a los que obtienen empresas que no han incorporado la innovación dentro de sus procesos.

Pero, ¿Qué razones apoyan la idea de desarrollar esta habilidad? La innovación no solo genera la producción de nuevos materiales o productos, sino que te pone en una gran disposición en el trato, servicios y procesos significativos que aportan valor a las personas. Esto es fundamental ya que:

Estamos expuestos a la Big data e información más grande de la que podemos procesar. Es común que los consumidores reciban muchas propuestas de valor que en ocasiones ni siquiera son tomadas en cuenta debido al gran tiempo de atención que estas requieren, además, de la gran cantidad de mentiras que proliferan. La única forma de ser relevante en este contexto es con propuestas innovadoras porque son diferentes y aportan un valor genuino que conecta a las personas con tu producto o servicio.

El pensamiento conservador ya no es atractivo, ni para los consumidores. Las nuevas generaciones poco a poco nacen adaptándose a las nuevas tecnologías y a las ideas ‘rompedoras’. Incluso las personas que consumían productos o servicios ‘convencionales’ buscan un cambio ante las deficiencias de estos mismos.

Los consumidores ahora son influencers. Existe un dicho que expone: ‘Tu mejor publicidad es tu servicio’ y es verdad. Hoy un cliente feliz ya no sólo recomienda los productos de manera oral, sino que busca compartirlo mediante otras plataformas, por ejemplo, números telefónicos de quien les brinda el servicio o redes sociales ( el método más común en la nueva época). Las personas ya no ‘promocionan’ lo mismo de siempre, ya que no tiene caso, porque es algo común y poco vistoso. Hoy en día andan en busca de dar a conocer nuevas maneras, nuevos productos y nuevas empresas que se ‘salgan del molde’ y brinden soluciones eficaces ante la ‘normatividad’.

Por esta razón, Global Innovation Consulting (GIC) recomienda que se tenga en cuenta la mentalidad innovadora como un escape hacia lo convencional, ya que atrae consumidores que se encuentran en busca de novedades, incluso, que muestren soluciones a lo que el mercado antiguo les ofrecía y les había acostumbrado. La innovación es necesaria en todas sus ramas, ya que abre las puertas hacia oportunidades como el traspaso de la recomendación oral a la electrónica (redes) y la competitividad en el extranjero.


Víctor Muro

Equipo de Prensa y Comunicaciones

 1

0 Comentarios

Dejar Comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *